Golpeó a la vecina y lo mataron de un puntazo frente a su pareja

Un joven de 20 años fue asesinado de una estocada en el abdomen tras ser atacado por familiares de una mujer a la que momentos antes golpeó con un serrucho de poda, indicó la policía.

Iguazú (LaVozDeCataratas) El hecho, de características confusas y por el que anoche había cinco detenidos, entre ellos un menor, fue perpetrado el pasado sábado a las 22.45 en el barrio Kilómetro 28 de la localidad de Campo Viera.

A esa hora los uniformados fueron notificados a través de un llamado anónimo de la presencia de una persona herida de arma blanca en medio de un gresca. Una vez en el lugar, los investigadores mediante testimonios e indicios reconstruyeron las últimas horas de la víctima fatal.

Una de las primeras testigos con los que se entrevistaron fue una mujer de 45 años, quien habría relatado que momentos antes David Ferreyra, quien era conocido en el barrio como “Napy”, llegó hasta su domicilio en busca de su hijo menor al que apodan “Caño de Escape”, señalaron las fuentes. Habría agregado que cuando salió para hablar con Ferreyra, éste la habría recibido con un golpe en la cabeza con un serrucho de poda. La mujer comenzó a sangrar y a gritar por auxilio, por lo que salieron en su defensa sus familiares (hijo, sobrinos y primos), quienes le provocaron a Ferreyra un corte con arma blanca en zona abdominal (hígado), no pudiendo precisar la mujer quién de sus parientes fue el autor del hecho, debido a su lesión en la cabeza, según las fuentes.

Dijo quiénes lo atacaron

El joven Ferreyra, pese a tener una herida de arma blanca que le afectó un órgano vital, llegó a caminar hasta su casa con la ayuda de su pareja. Luego fue trasladado al hospital local, donde habría identificado ante los policías quiénes lo atacaron e incluso quién lo acuchilló, al parecer coincidiendo con la declaración de su esposa, quien presenció el ataque.

A los pocos minutos fue derivado al SAMIC Oberá, sin embargo y debido a la gravedad de su lesión perdió la vida.

Por su parte, la mujer que dijo haber sido agredida con el serrucho presentaba “herida cortante en la cabeza con sutura y 30 días de curaciones”.

Continuando con la investigación los uniformados recepcionaron más testimonios, que habrían coincidido en que el ataque a la víctima fatal fue perpetrado por cuatro adultos y un menor: una joven de 21 años conocida como “Chuky”, su pareja de 18 cuyo alias es “Pinky”, un muchacho de 19, otro de 21 y el menor de 15.

Al momento de recibir el puntazo en el abdomen, según se desprendería de dichos de testigos, Ferreyra habría sido inmovilizado por cuatro de los sospechosos, mientras que uno de ellos, más precisamente el de 19 años, lo habría apuñalado. En el lugar se incautó un serrucho de poda, una madera tipo tabla, prendas de la víctima con manchas sanguinolentas, en tanto que tras un rastrillaje hallaron enterrada el arma blanca tipo puñal que habría sido utilizada en el crimen.

Fuente: Primera Edición
Array

SEGUINOS

Pan de la abuela
error: Contenido protegido!