Ola de inseguridad mantiene en vilo a vecinos del Barrio Cataratas

Desde hace un tiempo, los robos y hurtos se multiplicaron en la zona, generalmente acontecidos durante horas de la madrugada. También el homicidio de un emprendedoor gastronómico en las calles del barrio encendió las alarmas de la comunidad.

Iguazú (LaVozDeCataratas) Vecinos del Barrio Cataratas denuncian que desde hace un tiempo sufren una ola de inseguridad en la zona. Se trata de robos y hurtos sin violencia, pero con grandes perjuicios para los damnificados: «Se están dando robos con mucha frecuencia, a la noche, a la madrugada. Se llevan bombas de agua o lo que la gente deja en su patio» relató Julio Broin, presidente del Barrio.

Uno de los hechos que alertó a los vecinos, fue un suceso acontecido sobre la calle Mariposas. El delincuente: «ingresó por el patio de una casa donde sabía que no estaba el dueño, a la casa de otro vecino, donde la hija tenía la ventana abierta, entró por la ventana y le llegó a robar una mochila y una alcancía. La chica estaba durmiendo y vio la sombra de la persona y pegó un grito. El papá se levantó pero en el momento que se levantó, el ladrón saltó el muro y por más que salieron a buscarlo no lo encontraron» mencionó Broin.

Otro acontecimiento que también despertó el miedo en los vecinos fue el homicidio de un empresario gastronómico, que fue a entregar un pedido sobre la calle Guabirá y lo ultimaron con un arma de fuego, en circunstancias que aún no fueron esclarecidas en su totalidad. «Eso nos puso muy mal, porque esas situaciones no estaban sucediendo en el barrio. Si uno conoce más o menos las calles de acá, es muy rápido para entrar en un barrio y salir en el otro» añadió.

Por ello, se organiza una reunión con autoridades policiales para trabajar en conjunto en la cuestión: «La idea es armar una reunión por el tema de inseguridad con las autoridades policiales, cada tanto, cuando pasan estas cosas tratamos de ser objetivos y ver de qué forma podemos solucionar» insistió.

En ese sentido, aseguró que generalmente reciben el apoyo de efectivos policiales de la Comisaría Cuarta que se encuentra a pocas cuadras del Barrio: «El personal policial atiende siempre y está enseguida. Yo cada vez que los he llamado vienen a los dos o tres minutos, la contención y la buena voluntad está siempre, pero hay que hacer algo».

Por último, insistió en que los damnificados realicen la denuncia correspondiente, cuando son víctimas de estos hechos: «Siempre tienen que dejar asentada la denuncia, porque o sino no hay estadísticas de delitos y no se puede hacer mucho«.

Foto: ilustrativa.

error: Contenido protegido!