Quilmes: tren arrolló a delivery que cruzó en moto cuando la barrera estaba baja

Un joven de 23 años, que trabaja como delivery, terminó gravemente herido tras ser arrollado por un tren en Quilmes, el sábado por la noche, cuando intentó cruzar las vías con la barrera baja.

El siniestro ocurrió a las 20.30 horas, a la altura de la calle Dorrego, y todo quedó registrado por una cámara de vigilancia del municipio.

Tal como puede apreciarse en las imágenes, el motociclista hizo caso omiso a las luces que alertaban que la formación del Roca se estaba acercando hasta ese paso nivel y quiso cruzar igual, pensando que podría hacerlo a tiempo.

Apenas asomó su cabeza -que llevaba el caso puesto- el tren lo rozó y lo tiró hacia el costado izquierdo. El delivery terminó con fracturas expuestas en sus piernas y su moto destrozada.

De inmediato, se desplegó en la zona un operativo de emergencia con personal de la Patrulla Urbana, una ambulancia del SAME, una dotación de Bomberos Voluntarios y la Policía Bonaerense. El damnificado, en tanto, fue trasladado al Hospital Iriarte.

Esa noche, el servicio de transporte ferroviario de la línea Roca permaneció limitado hasta que las autoridades dieron la orden de mover el rodado siniestrado.

El delivery terminó con fracturas expuestas en sus piernasEl delivery terminó con fracturas expuestas en sus piernas

En lo que va del mes, hubo otro episodio con esa línea ferroviaria pero en ese caso hubo que lamentar una víctima fatal. Ocurrió el 14 de agosto en la localidad bonaerense de Bosques, donde un nene de 4 años fue arrollado por un tren y sus familiares atacaron al maquinista.

El trágico hecho se produjo cerca de las 14 horas, cuando Thian Gadiel Alfaro -que se dirigía junto a su mamá a un cumpleaños- se alejó corriendo de ella e intentó cruzar las vías lejos del paso habilitado. “Vio que la formación se acercaba y se quedó paralizado”, explicaron fuentes con acceso al expediente a este medio.

El conductor, por su parte, no llegó a frenar y lo embistió. Debido al impacto, el nene murió en el acto. El abuelo de la víctima, que vive cerca de la estación, vio lo que sucedió y corrió a socorrerlo. “El hombre levantó el cuerpo del pequeño del suelo y lo llevó a su domicilio, pero para ese momento ya había fallecido”, ampliaron las fuentes sobre la tragedia.

Lo cierto es que, luego del accidente, un grupo de aproximadamente 60 vecinos comenzó una protesta en el lugar donde murió el chiquito. Fue en ese contexto que agredieron salvajemente al maquinista: “Lo golpearon y le arrojaron piedras e, incluso, en un momento intentaron prender fuego el tren con él adentro”, precisaron.

Fuente Infobae

Pan de la abuela

SEGUINOS

error: Contenido protegido!