Un ejercicio de 15 minutos puede erradicar al principal enemigo del sueño

Revelan cuál es el factor número uno que puede arruinar la capacidad de una persona para dormir en la noche y cómo solucionarlo en poco tiempo.

Los pensamientos obsesivos son la principal causa de la falta de sueño y tener una preocupación por algo durante la noche afecta la capacidad para dormir, según indicó un profesor de psiquiatría y ciencias del comportamiento en la Universidad de California, San Francisco. Sin embargo, explicó que realizar un ejercicio durante 15 minutos puede solucionar esta situación.

Aric Prather, escribió un artículo sobre las formas de mejorar el sueño para el medio estadounidense CNBC y señaló que cuando no se puede dormir “la atención regresa una y otra vez a algo que no salió bien o a un arrepentimiento”.

“Llegué a acostarme y pensar una y otra vez en un comentario tonto que hice en una fiesta, aunque la persona a la que se lo dije probablemente lo olvidó momentos después”, explicó.

Hacer dos listas, una de problemas y otra de posibles soluciones, puede ayudar a bajar la tensión de lo que preocupa. (Foto: Adobe Stock)
Hacer dos listas, una de problemas y otra de posibles soluciones, puede ayudar a bajar la tensión de lo que preocupa. (Foto: Adobe Stock)

Prather compartió que estos “pensamientos y emociones negativas” pueden ser bastante notorios y, si bien reconoció que “no hay un interruptor mágico” para detener los pensamientos obsesivos, dijo que hay formas de prevenirlos durante la noche.

El mejor momento para sentir preocupación es durante el día porque tenés cosas importantes en marcha y no podés enredarte en bucles mentales”, dijo y este concepto se relaciona con el primer consejo de Prather, que es reservar 15 minutos “a media tarde o al final de la tarde” para concentrarse en la “preocupación emocional”, a la vez que señaló la importancia de estar a solas durante este tiempo.

Cómo hacer el ejercicio de los 15 minutos para poder dormir bien

“Una vez que comience el cronómetro, date la libertad de preocuparte por un tema a la vez”, explicó y añadió: “Consideralo como una lista de cosas por hacer que revisás una por una, excepto que lo que estás marcando son los temas por los que te sentís más ansioso”.

Luego, el psicólogo aconsejó qué hacer si se sigue sintiendo preocupación fuera de esos 15 minutos, y señaló: “Decirse a uno mismo: ‘Mirá, solo necesito posponer esto para el próximo momento de preocupación emocional’. Se puede usar esta misma técnica si las preocupaciones vuelven a aparecer a la hora de dormir”.

El especialista dijo que, si se tiene un espacio de “preocupación emocional” dos o tres veces por semana, las personas se obsesionarán cada vez menos con los pensamientos por la noche.

Un segundo ejercicio para poder conciliar el sueño

Para su segunda estrategia de 15 minutos, Prather recomendó hacer un poco de “preocupación constructiva” que consiste en crear una columna de “problemas” y otra de “soluciones” en una hoja. Después de elaborar la lista de “problemas actuales con los que se está lidiando”, hay que determinar cuáles de esos temas son los que preocuparían más por la noche.

Un ejercicio de 15 minutos puede erradicar al principal enemigo del sueño

En la columna de soluciones, se pueden proponer “uno o dos pasos” para resolver los problemas: “El objetivo es trazar un plan sobre cómo comenzar con pasos prácticos para mañana o dentro de los próximos días. No lo vas a resolver por completo en un día”, dijo

Al final de la rutina, explicó que hay que doblar el papel, colocarlo junto a la cama y decirse a uno mismo: “Tenés un plan”. El psicólogo confesó que este consejo “puede sonar tonto”, pero también enfatizó sus beneficios: “Ya gastaste tanta energía enfocada en estos problemas que podés liberar tu mente y evitarlos por la noche”.

 

Iplyc

SEGUINOS

error: Contenido protegido!