Leishmaniasis: realizan fumigación para eliminar los vectores de esta enfermedad

Desde la Dirección de Zoonosis en conjunto con Vectores, continúan trabajando en diferentes barrios de Iguazú, procedimientos denominado Bloqueos, que consiste en la fumigación para los vectores de leishmaniasis.

Iguazú (LaVozDeCataratas) El parásito se transmite mediante la picadura de insectos flebótomos hembras de la familia Lutzomyia conocidos popularmente como «chiclera, asa branca, palomilla, mosquito palha y torito», entre otros. Este insecto es activo por la noche cuando inocula el parásito al ser humano a través de su picadura.

Desde el municipio continúan con  medidas para minimizar la propagación de esta enfermedad, que no solo afecta a las mascotas sino que también  a humanos. Para una ciudad más saludable, eliminemos los criaderos del mosquito transmisor.

La leishmaniasis (o leishmaniosis) es causada por más de 20 especies del género Leishmania, un protozoo parásito. Se conocen más de 90 especies de flebótomos transmisores de este parásito. La enfermedad se presenta en tres formas principales:

  • Leishmaniasis visceral (también denominada kala-azar): si no se trata, es mortal en más del 95% de los casos. Se caracteriza por episodios irregulares de fiebre, pérdida de peso, hepatoesplenomegalia y anemia.
  • Leishmaniasis cutánea: es la forma más frecuente y produce, en las zonas expuestas del cuerpo, lesiones cutáneas, sobre todo ulcerosas, que dejan cicatrices de por vida y causan discapacidad grave.
  • Leishmaniasis mucocutánea: conduce a la destrucción parcial o completa de las membranas mucosas de la nariz, la boca y la garganta.

La prevención y el control de la leishmaniasis requieren una combinación de estrategias de intervención, ya que la transmisión tiene lugar en un sistema biológico complejo que engloba el huésped humano o reservorio animal, el parásito y el flebótomo vector.

error: Contenido protegido!