Posadas: Se fugaron dos presos de la comisaría envuelta en una polémica narco

El hecho fue constatado pasadas las 7 de la mañana de este martes, cuando el personal de guardia de la Comisaría Seccional Segunda de Posadas, realizaban el control del sector de celdas, advirtiendo que las rejas de uno de los calabozos había sido violentada.

Al efectuar el relevamiento de detenidos, se estableció que José Rodolfo López, de 40 años y Darío Armando Servín de 21 años, ambos alojados por causas de robo calificado, se habían fugado de la dependencia.

Por estas horas, se llevan a cabo desplazamientos policiales en toda la provincia, centralizando la búsqueda de ambos prófugos en la zona capital. Por otra parte, desde la Jefatura de Policía se investiga el accionar del personal de guardia, dándose intervención en el hecho al Juez de Instrucción Dos de Posadas.

 

Impunidad, salidas ilegales y otros “permitidos” gozaban los narcos detenidos en la comisaría segunda de Posadas

El pasado 2 de noviembre, por orden de la Justicia Federal, allanaron la Comisaría Seccional Segunda de Posadas como consecuencia de una investigación a los fines de dar con una organización dedicada a la distribución de estupefacientes.

Salidas ilegales de los narcos cabecillas presos en dicha seccional, reuniones con integrantes del clan, asados, deliverys de comida y bebidas alcohólicas o ingresos de drogas (marihuana y cocaína) dentro de la comisaría era lo “permitido” en “días y horarios” establecidos. Inclusive se habla de festejos de los reclusos dentro de la seccional por la buena venta de droga en la semana, en la ciudad.

Desde allí, es que Luis Enrique Ferreira (26 años) y su lugarteniente, Lucas Fabián Melo (21años), manejaban a su antojo todo lo que salía (sus salidas) y lo que entraba a la comisaría, inclusive alardeando del poder que tenían dentro de la misma, a través del pago de “coimas”.

Además tenían un aceitado mecanismo de comunicación desde la celda de la comisaría, con sus familiares en la ciudad que le permitían mantener “el negocio” de la droga en pie y la interrelación con otros narcos alojados en penales federales de la región.

En uno de los 15 allanamientos que realizó la Gendarmería Nacional en el marco de la causa que se investiga, fueron hallados seis celulares dentro de la comisaría.

Fuente Mol

SEGUINOS

error: Contenido protegido!