Santiago del Estero: Mató a fierrazos a su mujer tras discutir por un perro

Fue en Santiago del Estero. La víctima tenía 72 años y el agresor, 78. El nieto del matrimonio llamó a la policía, pero no pudo evitar la tragedia.

“Ahí está ella. Le pegué porque me maltrató a un perro”, le dijo a la policía Alfonso Agüero, al tiempo que señalaba el cuerpo de su esposa, Tranquilina Conteras, tirada en el piso en medio de un charco de su propia sangre. Después de atacar a fierrazos a la víctima, el hombre, de 78 años, tomó soda cáustica con la intención de quitare la vida, pero sobrevivió.

El nieto de la pareja, además de la mascota en cuestión, fue el único testigo del hecho y llamó a la policía para tratar de evitar el trágico desenlace. Así fue como los efectivos llegaron a la casa que compartían Agüero y Conteras en la ciudad de Santiago del Estero, justo a tiempo para salvar al femicida. En cambio, el daño para la mujer de 72 años era irreversible y murió unas horas después en el hospital.

Según publicaron los medios locales, cerca de las 6.30 de la mañana el perro empezó a causar un revuelo dentro de la vivienda familiar y Conteras, a modo de reto, lo agredió con lo primero que encontró a mano: un cable. Fue entonces cuando intercedió el marido a favor del animal, pero la situación se desmadró.

En cuestión de minutos la violencia verbal escaló a la física y mientras el nieto de los dos llamaba a la policía Agüero empezó a golpearle la cabeza a la víctima con un hierro y con un palo, hasta dejarla desmayada en el piso.

El momento en el que trasladaban a Alfonso Agüero a un hospital. (Foto: gentileza El Liberal).
El momento en el que trasladaban a Alfonso Agüero a un hospital. (Foto: gentileza El Liberal).

La inexplicable furia que había enceguecido al septuagenario se disipó antes de que llegaran los efectivos al domicilio. Al darse cuenta lo que había hecho, decidió quitarse la vida y bebió un líquido tóxico. Casi lo logra, pero entonces irrumpieron los efectivos y lo trasladaron de urgencia a un hospital, donde quedó internado y se recupera.

Con el avance de la investigación, se supo que el femicidio de Tranquilina fue el último capítulo de una historia marcada por la violencia. Incluso, ella había denunciado a Agüero en 2019 y se separaron durante un tiempo. Después, llegó la reconciliación y el trágico final.

La causa es investigada por la fiscal Cecilia Gómez Castañeda, de la Unidad de Violencia de Género e Intrafamiliar, que también se hizo presente en la escena del crimen para dejar sellado el trabajo de los peritos de Criminalística y lo que había sucedido. En el lugar, encontraron un hierro ensangrentado, que podría ser con el que mató a la víctima, un palo y la botella de soda cáustica con la que intentó quitarse la vida.

 

Fuente TN

SEGUINOS

error: Contenido protegido!