Tras la reunión de emergencia en Brasil, se confirmó que la final de la Copa Libertadores se jugará con público

Autoridades de Conmebol se reunieron con directivos de Boca, Fluminense, AFA y CBF para evitar que se repita lo sucedido durante el jueves

Las imágenes que ocurrieron durante la tarde del jueves en Río de Janeiro preocuparon a todas las autoridades. El violento accionar contra los hinchas de Boca Juniors, primero por parte de fanáticos de Fluminense y luego de la Policía, dejó un luz de alerta encendida de cara a lo que vendrá. El banderazo que se celebrará durante el viernes por Copacabana es un tema que seguirán de cerca los encargados de seguridad, pero también deberán estar atentos a toda la jornada del sábado y también al día posterior a la final.

Frente a este escenario, la Conmebol decidió llamar a una reunión según pudo saber Infobae. La entidad que lidera Alejandro Domínguez citó a directivos de la Asociación del Fútbol Argentino (AFA), de la Confederación Brasileña de Fútbol (CBF), de Fluminense y también de Boca Juniors. El objetivo es el de evitar que se vuelvan a repetir imágenes como las acontecidas durante la tarde noche del jueves en Río.

El diálogo entre las partes, según pudo saber este medio, decantó en que todo continuará como se estableció hasta acá aunque se mantendrán en alerta de cara a los sucesos de las próximas horas. El encuentro, para el cual garantizaron la seguridad, será con público y tal cual estaba pautado, más allá de algunos rumores que se desataron en redes sociales tras los hechos. En los próximos minutos habría un comunicado y un video en conjunto entre los presidentes de ambos clubes involucrados.

De ese cónclave, que se realizó cerca del mediodía en un hotel de Barra da Tijuca, también se esperaba que participara el Secretario Nacional de Justicia, Ricardo Capelli, quien forma parte del Ministerio de Justicia, según destacó el medio O’Globo. “La reunión tiene como objetivo pedir el cese de la violencia”, indicó dicho portal.

Horas después de los hechos de violencia, la Conmebol emitió un comunicado llamando a la reflexión: “La Conmebol hace un llamado a los hinchas de Boca y Fluminense a compartir todos juntos los momentos de alegría y celebración que nos dan nuestro fútbol. Los valores del deporte que más nos apasiona deben ser inspiradores de conductas de paz y armonía. Por eso, repudiamos los actos de violencia y racismo que se puedan producir en el marco de esta final”.

Desde Brasil afirman que en el Maracaná habrá una “seguridad reforzada” para el partido de este sábado 4 de noviembre con hora de inicio a las 17. El O’Globo advierte que esta decisión está vinculada a la posibilidad de que una mayor cantidad de fanáticos sin ticket intenten ingresar a las tribunas a la fuerza.

Mientras debaten sobre la posibilidad de colocar una pantalla gigante en el Sambódromo para nuclear a todos los fanáticos del Xeneize sin ticket en un mismo sitio, los medios brasileños advierten que el Bepe (Batallón Especializado en Vigilancia de Estadios), apunta a que habrá unos 50 mil hinchas del Xeneize en Río de Janeiro a pesar de algunas estimaciones que indican que podrían llegar alrededor de 100 mil.

El Embajador de Argentina en Brasil, Daniel Scioli, se refirió al operativo especial de seguridad que realizarán para evitar desmanes durante el banderazo que llevarán a cabo los fanáticos del Xeneize durante la tarde del viernes: “Estamos trabajando en eso. Que en el espacio donde se haga el banderazo no tengan acceso los hinchas de Fluminense y la Policía sí garantice que es espacio no va a ser invadido. Va a ser en una zona de Copacabana el Banderazo, estaban ahora determinándolo, en una de las puntas”, expresó en diálogo con el programa argentino Arriba Argentinos que se emite por El Trece.

Y agregó sobre el desembarco de La 12, la barra del elenco argentino: “Hoy llega la Barra para hacer un banderazo. Esperamos que la Policía le garantice el espacio para que no vuelva a ocurrir lo que vimos ayer, es decir que los hinchas de Fluminense quieran ir a hacer el contrabanderazo. Está previsto todo un trayecto para que puedan hacer sin llegar a un enfrentamiento”.

El integrante del Consejo de Fútbol de Boca Juniors, Mauricio Chicho Serna, habló en Radio La Red sobre estos sucesos: “Con mucha tristeza vivimos lo que pasó, lo que tenía que ser una fiesta absoluta del fútbol se vea manchada por unos pocos inadaptados que terminan haciendo su juego. Desde Conmebol, el club y AFA se ha venido trabajando tratando de que pase lo menos posible. Hay situaciones ajenas que son difíciles, controla una playa es demasiado complejo”.

Fuente Infobae

Iguazu-Jungle-

SEGUINOS

error: Contenido protegido!